¨Hay que meter poesía en el aire...¨ Una carta a Aberto Luis Ponzo

Roberto Santoro

El arte es la expresión de los más profundos pensamientos por el camino más sencillo.

Albert Einstein

 

ACLARACIÓN:

La entrevista fue entregada a nuestro portal en forma exclusiva.


stylish fancy counters
Websites Stat

Usuarios Online

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ENTREVISTAS

EN LA ARGENTINA SIEMPRE SE RIDICULIZA A LA GENTE QUE LUCHA

¨SOY ARGENTINA Y LUCHO PARA ESTA ARGENTINA QUE PARA MÍ, ES LA CLASE OBRERA, EN ACTIVO Y EN PASIVO. LA ÚNICA CLASE NACIONAL¨
(BEBA BALVE, 1931-2009)

Por Mario Hernández especial para Latitud Periódico

20 de enero del 2011


Este 11 de enero se cumpió el primer mes de la desaparición de Beba Carmen Balvé, investigadora y socióloga. Fundadora del CICSO (Centro de Investigaciones en Ciencias Sociales) en 1966. Autora, entre otros, de "Lucha de calles. Lucha de clases” y "El '69 Huelga Política de Masas (Rosariazo, Cordobazo, Rosariazo)”. Miembro de la Comisión Directiva del Consejo Latinoamericano de Investigación para la Paz -CLAIP- México; del Comité Nacional del Servicio Universitario Mundial-WUS-(Londres) 1980-83; vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Sociología -ALAS- (1979-1981 y 1988-1993) y miembro del Comité Directivo del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales -CLACSO- de 1987 a 1991.
A modo de reconocimiento y homenaje publicamos las 2 últimas entrevistas realizadas el 15.06.2009 y 14.09.2009 en “El Reloj” - FM Flores (90.7) por Mario Hernández.


MH: Hoy vamos a entrevistar a Beba Balvé, directora del CICSO (Centro de Investigaciones en Ciencias Sociales) y autora del ’69 Huelga Política de Masas y Lucha de calles, lucha de clases. Queríamos analizar los Días de Junio, utilizarlos como un disparador para pensar algunas situaciones de nuestra historia, ya que en este mes tenemos 2 aniversarios fuertes. El 16 de junio de 1955 cuando aviones de la Marina de Guerra bombardearon la Casa Rosada causando más de 300 muertos y 1000 heridos. La primera vez que fue bombardeada una capital en América Latina...

BB: Por sus propias Fuerzas Armadas.

MH: Efectivamente, y al año siguiente, entre el 9 y el 12 de junio, otro hecho terrible de nuestra historia, los 28 fusilamientos de militantes peronistas, civiles y militares, que intentaron un levantamiento contra el gobierno del Gral. Aramburu. Ambos hechos se dieron en el contexto del golpe de setiembre de 1955, al que has calificado no como golpe de estado, como comúnmente lo hacemos, sino como guerra militar. Para comenzar ¿podrías explicarnos esta definición?

BB: El 16 de setiembre de 1955 fue una guerra militar porque además del bombardeo del 16 de junio, para forzar la renuncia de Perón, la Marina se instala frente a la Capital Federal con el objetivo de bombardear los tanques de la destilería de YPF, repitiendo lo que ya había hecho en junio en Mar del Plata. El objetivo era matar cualquier cantidad de gente en la Capital Federal.
Las Fuerzas Armadas estaban divididas, no es cierto que la Libertadora tuviera la mayoría. La mayoría era leal, no la Marina sino el Ejército y la Aviación. Cuando Perón renuncia tuvieron que entregarse, pero eso fue guerra militar, no fue un golpe de estado, no fue un desalojo como el de Illia que hicieron una manifestación de fuerza y renunció. Acá hubo combates.

MH: Una guerra militar pero también vos hablás, específicamente refiriéndote a la situación en Rosario, de una guerra civil.

BB: Ese es otro problema. Al 16 de setiembre de 1955 siempre se lo vincula con la Libertadora, pero está negado que también se sublevó toda la población de los barrios de Rosario, el 80% de sus habitantes, en defensa de Perón. El Regimiento 11 de Infantería que estaba destacado ahí era leal a Perón aunque no intervino. Mandan blindados a reprimir durante 7 días, prácticamente una insurrección, hay 400 muertos, pero las Fuerzas Armadas no pudieron entrar a los barrios a sacar los bustos de Perón y Eva Perón.
Todo depende de cómo uno defina el 16 de setiembre de 1955, desde la Libertadora o desde el peronismo. A raíz de esa insurrección Perón declaró a Rosario la capital del peronismo. Te agrego que en relación a los fusilamientos de junio del ’56, el general Valle, líder del alzamiento, estuvo escondido en la Yerbatera Martins de Rosario avalado por la Resistencia Peronista y fue el obispo Antonio Caggiano, que después fue cardenal, el que lo convenció de que se entregue y después los fusilaron a todos.

MH: Entre el 16 y el 23 de setiembre de 1969 se vuelve a producir en Rosario un enfrentamiento entre los sectores populares y las FF. AA. con características similares a las de1955, el denominado Segundo Rosariazo del cual poco se habla, no se lo recuerda, se sigue pensando que hubo un solo Rosariazo, el que precedió al Cordobazo en mayo de 1969, siendo que en estas jornadas del Segundo Rosariazo participaron entre 100.000 y 250.000 personas y sólo es recordado en pequeños círculos. ¿Por qué pasa esto con un hecho de tanta importancia y de tanta magnitud?

BB: En la Argentina mucha gente dice que es de izquierda, es más, se declara marxista, pero jamás tomó en cuenta el materialismo histórico, entonces los relatos que hacen de los distintos hechos son puntuales, en el momento, pero no tienen capacidad para vincularlos a los procesos para encontrar su significación y las tendencias.
Por ejemplo, el 16 de setiembre de 1955, mientras en Buenos Aires se hacía la Revolución Libertadora, en Rosario todo el pueblo se levantó en defensa de Perón. Todo el pueblo íntegro, salvo el centro, encabezado por caballos percherones, en una mano banderas armadas con palos y camisas en señal de descamisados y en la otra una botella de kerosén para quemar las casas que tenían banderas argentinas en adhesión a la Libertadora. Desde Buenos Aires mandaron al general Bengoa con tanques, tanquetas y blindados. Hubo una batalla campal con 400 muertos como mínimo, estado de sitio, toque de queda y a partir de allí la ciudad de Rosario con su clase obrera industrial, masiva, vinculada a la producción de medios de producción, desde el cordón de San Lorenzo con YPF hasta Villa Constitución con el acero, se levantó en defensa de Perón. Eso generó una Resistencia Peronista muy dura que estaba escondida en la Escuela Basilio, que era una organización secreta muy importante. Todo el movimiento obrero, los hijos de los que lucharon el 16 de setiembre de 1955, que casi todos eran dirigentes obreros, delegados de fábrica, etc., son los que a lo largo del tiempo siguen luchando en defensa de las conquistas obreras con una total ortodoxia a Perón. En Rosario no había segunda, tercera generación, peronistas modernos, eso no existía. Lograron colaborar con los estudiantes en el Primer Rosariazo del 23 de mayo de 1969 junto con los curas del Tercer Mundo. Luego esa energía fue a Córdoba y produce el Cordobazo, después vuelve, ¡oh, casualidad!, el 16 de setiembre de 1969 donde el movimiento obrero organizado sindicalmente y todos los barrios alzados de la ciudad hacen un gran movimiento insurreccional enfrentándose con las Fuerzas Armadas.
Hace décadas que advierto que el Cordobazo no tiene ninguna significación sino se lo pone en el ciclo de luchas del ’69 que parte del Rosariazo de mayo. Lo sigue a los 7 días el Cordobazo y continúa con la insurrección de Rosario del 16 de setiembre conducida por el proletariado industrial.
Así como en 1955 las Fuerzas Armadas con sus tanques jamás pudieron entrar a los barrios a sacar los bustos de Perón y Evita, tampoco pudieron entrar en setiembre de 1969 porque se levanta toda la clase obrera. Rosario tiene una particularidad, la lucha tiene carácter insurreccional e incorpora a los barrios, a los chicos, los abuelos, los perros y demás y ahí tenés una sublevación que no podés atacar porque los tenés que matar a todos, o sea, las ¾ partes de la ciudad.

MH: Aunque hubo emplazamiento de cañones.

BB: De todo. En esos años, nosotros estábamos acostumbrados a convivir con los tanques. Toda la vida. Acampaban en el Parque Independencia y siempre estaban en operaciones. La cuestión es que la lucha más radicalizada del movimiento obrero de todo el país se da en Rosario. Allí hacen una declaración en la cual demuestran que los militares son “desocupados crónicos” y rompen la alianza con la burguesía industrial por haberlos traicionado a ellos y al gobierno de Perón. Las Fuerzas Armadas declaran por primera vez “el enemigo subversivo” que era la clase obrera, no la pequeño burguesía, y la clase obrera declara a su vez enemigas a las Fuerzas Armadas porque también habían traicionado la alianza con Perón.

MH: Casualmente ayer estuve viendo “Operación Masacre” la película de Jorge Cedrón, relacionada con los fusilamientos de junio de 1956, quien en el relato habla de cómo las Fuerzas Armadas tienen como enemigo al trabajador, al obrero peronista.

BB: En 1976 el grueso de los muertos y desaparecidos no son de clase media o pequeña burguesía sino delegados de fábrica, militantes sindicales. Todo se tergiversa porque nadie se maneja con fuentes fidedignas. Si agarrás los diarios de la época te das cuenta cuál fue el problema. El 16 de setiembre de 1969, los trabajadores rosarinos lanzaron el programa y la meta y por eso pasaron a ser enemigos. Fijate vos que una delegación la CGT de Rosario viaja a Buenos Aires a entrevistar a Miguel Gazzera de las 62 Organizaciones y le pide continuar con la lucha con un paro el 1 y 2 de octubre y paro activo y movilización para el 17. Entonces el general López Aufranc visita a Gazzera y le dice: “Preferimos matar 3000 negros el 1 y 2 de octubre y no 30.000 el 17”. Eso está en los diarios, no podemos andar descubriendo la historia todos los días. La gente se maneja por la memoria, pero falla, lo que vale es la historia.
La conceptualización de “enemigo subversivo” y la cifra de muertos, a la que nadie prestó atención, los militares ya la tenían dibujada y diseñada en 1969 y después se aplicó en 1976.

MH: Ese es el análisis del materialismo histórico que vos decís que no hace la izquierda.

BB: No lo usa porque es un análisis muy riguroso, objetivo y no ideológico. Yo te estoy describiendo una situación que te indica una tendencia insurreccional, no si el marxismo esto o lo otro, ese no es el tema.

MH: Arrancás de 1955 para explicar 1976.

BB: Estoy escribiendo un artículo para cerrar este ciclo donde digo que lo de Rosario en setiembre de 1955 continúa al 17 de octubre de 1945 y éste es la continuación de los enfrentamientos de 1934/36 en el norte argentino con epicentro en el Chaco. De allí salieron las 3 banderas históricas hechas por búlgaros, checos y cuanto inmigrante había: Independencia económica, Soberanía política y Libertad. Ellos luchaban contra el monopolio agroexportador representado por Bunge y Born, Dreyfuss y demás. Después del 17 de octubre toda esta gente se vino a Rosario y Buenos Aires, lo que hizo Perón fue interpretarlos y utilizar esas banderas, que no las inventó él, cambiando Libertad por Justicia social.
Vos hacés una continuidad histórica y te das cuenta de la tradición política y de lucha de Rosario, que fue declarada la Barcelona argentina por Enrico Malatesta en la década del ’20 y la Chicago argentina en el ’30 por la gran industria. El que luego fuera conocido como el mariscal Tito, fue enviado por la Comintern a organizar los sindicatos de Rosario. Hay como una especie de cultura histórica que no la podés comparar con la del Chaco o Tucumán que tienen la propia o la de Buenos Aires, que no tiene casi ninguna, porque aquí no hubo grandes acontecimientos y son las provincias del interior las que han construido la Nación.

MH: Charlando telefónicamente hice referencia a Malvinas, al 14 de junio de 1982, como rendición y me hiciste una corrección hablando de traición. La derrota en Malvinas va a abrir el período democrático que estamos transitando, digamos que una democracia hija de la derrota.

BB: Sí, pero no se perdió la guerra, se perdió una batalla, nada más. En la Argentina siempre se ridiculiza a la gente que lucha, no importa si es militar o guerrillero, todo se tergiversa y nunca se entiende nada.
Isabel Perón en 1975 recibió a una delegación oficial británica presidida por Lord Carrington, para seguir discutiendo el problema de Malvinas que es la ocupación por parte de una potencia extranjera de un territorio del cual la Argentina fue despojada en 1834, desplazando al gobernador argentino.
No se pusieron de acuerdo y se rompieron las relaciones con Gran Bretaña. En 1976 cuando asume el proceso militar las relaciones estaban rotas. En 1982 hay una gran acción de defensa y recuperación militar de las Islas Malvinas, Georgias y Sandwich del Sur, sin violencia y sin muertes. Una recuperación de territorio. Pero el 1º de mayo realmente empezó la guerra. Un submarino atómico hunde el crucero General Belgrano a pesar que su utilización estaba prohibida por leyes internacionales y ahí se desatan realmente los enfrentamientos militares. La Aeronáutica hundió varias fragatas inglesas, lo cual fue un escándalo mundial porque nadie se lo podía imaginar. Sin embargo, Astiz que tenía a su cargo las islas Georgias se rinde sin combatir. Mientras peleaban en Malvinas, Astiz se rinde. Estábamos luchando cuando de golpe renuncia el general Menéndez como gobernador de las Malvinas. Poco antes los británicos habían enviado a los gurkas, una tropa especial de Asia que sólo sirven para degollar a la gente. Degollaron más de 300 soldados. También combatimos contra los espías chilenos que colaboraban con los británicos y con un problema político interno.
El peronismo que estaba unificado y el radicalismo con Carlos Contín, su secretario general, iban al exterior para tratar de conseguir apoyo pero de pronto aparece una decisión del Papa y se hace un acto. En un palco se agrupan los que estaban en contra de la guerra encabezados por Raúl Alfonsín y en el otro los que la apoyaban, fundamentalmente el peronismo. Hubieron fuerzas internas de este país que forjaron la derrota y la rendición de las tropas argentinas. Por supuesto sirvió para que saliera Galtieri, por quien yo no tengo ninguna simpatía, pero tampoco es cuestión de que cada persona que lucha en nuestro país lo terminan convirtiendo en un payaso. Seguramente hubieron errores, no me voy a poner a discutir lo militar, pero la Argentina fue traicionada desde adentro. A los soldados que volvieron los humillaron, los escondieron, hay una gran cantidad de suicidados, nunca los atendieron. A mí me vinieron a ver un grupo de oficiales muy jóvenes del Ejército que estaban desolados porque cuando volvieron de Malvinas los metieron en un establecimiento y los desarmaron. Eso pasó en Buenos Aires.

MH: Recientemente nuestro compañero Gustavo Pirich, ex-soldado combatiente en las Malvinas, publicó un libro, Hojas de Ruta, donde justamente hace referencia a esto mismo que estás relatando.

BB: Justamente se está por discutir en las Naciones Unidas y en la Unión Europea la propiedad y posesión de las Malvinas por Gran Bretaña, considerándolas territorio europeo y el gobierno hace declamaciones diciendo que van a ir nuevamente a reclamar nuestra soberanía y resulta que no se dice que desde 1990 están entregadas.

MH: Te referís al Tratado del 15 de febrero de 19901.

BB: Perdón, no están entregadas las Malvinas sino la República Argentina. La guarnición de la Aeronáutica en Comodoro Rivadavia antes de hacer cualquier tipo de acción, 25 días antes, tiene que consultar con las Fuerzas Armadas británicas.

MH: Leí atentamente tu trabajo sobre este tema porque desconocía ese Tratado.

BB: Como no lo vas a desconocer si acá vivimos de engaños. No tenés un solo político que defienda el país o son todos cobardes que ni te informan lo que sucede. Además acá se instalaron 2 ejércitos extranjeros. El norteamericano en el Ministerio de Defensa y el israelí. Cuando fue el atentado de la AMIA vinieron los soldados israelíes, hicieron un montículo y plantaron la bandera de Israel. Vos sabés que en una guerra plantás una bandera y tomás posesión del territorio. Esto salió en todos los diarios, pero ¿viste a alguien que lo haya denunciado? El pobre país, que es el del interior, está tapado por una banda de cipayos impresionante. Acá niegan las razones políticas o las judicializan, con lo cual se transforman en delito y además las tergiversan. Tenés que tener en cuenta que en 1976, con cualquier cantidad de peronistas presos y en donde se pudo haber hecho un repliegue y evitar el golpe de estado, nadie asume la responsabilidad de la matanza que hubo acá. No es cuestión de lamentar y llorar sino de asumir el error de haber avalado un golpe de estado del que nadie se hace cargo.

1 Un documento titulado “Declaración conjunta de las delegaciones de Argentina y el Reino Unido”, ha llegado a nuestras manos(…) La diferencia entre una Declaración y un Tratado es fundamental. Una Declaración no requiere imprescindiblemente su aprobación por el Congreso de La Nación, en cambio un Tratado concertado con otro país, para tener validez, necesita ser aprobado por el Congreso de la Nación. Por lo tanto el Tratado Anglo-Argentino precipitadamente firmado en Madrid en febrero de 1990, no habrá de ser obligatorio para la República Argentina (¿!) En los Artículos 12 y 16 y en el encabezado del Anexo 1 crea obligaciones recíprocas que abarcan todo el territorio de la República Argentina y comprometen su soberanía en estos aspectos: a) inversiones económicas privadas (art.12); b) política exterior de la República Argentina y en la Comunidad Económica Europea la cual a partir de 1992 se integrará en un solo país denominado ¨Estados Unidos de Europa¨ (art.16); c) control sobre las Fuerzas Armadas Argentinas (Anexo 1). El Artículo 3 del Tratado expresa su objetivo ¨de aumentar la amistad y la cooperación entre su pueblo¨. Igual que en el Tratado Anglo-Argentino del 2 de febrero de 1825 cuyo Artículo Primero establece: ¨Habrá perpetua amistad entre los dominios súbditos de S. M. el Rey del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda y las Provincias Unidas del Río de la Plata y sus habitantes¨. Este Artículo y este Tratado se hayan en plena vigencia y guarda relación con el Artículo Undécimo que cercena las facultades de defensa económica y bélica de la República Argentina frente a Gran Bretaña. Este tema jamás fue considerado por el Congreso de la Nación. En toda la historia Argentina sólo una voz se levantó contra esta vinculación forzosa entre Inglaterra y Argentina. Fue por el Diputado Nacional por Salta Doctor Luis Giocosa en la sesión del 9 de marzo de 1988. No fue escuchado y sólo fue asentado en el diario de sesiones. El serio planteamiento de este Diputado no tuvo ninguna difusión ni ningún tratamiento posterior. Ni político-electoral, ni castrense-institucional. Así el Tratado del 15 de febrero de 1990 demuestra que Gran Bretaña mantiene inalterable un derecho de tutela o de patria potestad sobre la política exterior, sobre la política militar y sobre la política económica de la República Argentina.
En el Artículo Cuarto la delegación británica anuncia la decisión de su gobierno de dejar sin efecto la zona de protección establecida alrededor de las Malvinas. Este artículo que fue publicitado como un logro del gobierno argentino, exhibe en cambio una supremacía total de Gran Bretaña sobre el territorio de nuestro país y una hegemonía no disimulada sobre la conducción política e institucional de la Argentina. Desde el momento en que Inglaterra adquiere el derecho de controlar todos los actos de las Fuerzas Armadas de la República Argentina (art.52 A-B y C) es innecesario que se mantengan efectivos militares, navales y aéreos de Gran Bretaña para defender a las Islas Malvinas (…) Anexo 1.
Art. B: Autoridades Militares respectivas: para la República Argentina: 1) La autoridad naval argentina: el Comandante del área Naval Austral (Ushuaia) 2) La autoridad aérea argentina: el jefe de la Novena Brigada aérea (Comodoro Rivadavia). Para Gran Bretaña: La autoridad Británica, el Comandante de las fuerzas británicas en las Islas Malvinas.
El Tratado en este aspecto, no otorga participación a la autoridad del Ejército Argentino, que tiene competencia y jurisdicción militar sobre todo el territorio continental de nuestro país, no obstante, que el territorio continental argentino es objeto específico de Tratado comenzando por el ingreso y desplazamiento de súbditos ingleses cuya actividad en nuestro territorio por imperio del Artículo trece queda exenta de toda visa consular o permiso previo de las autoridades argentinas. Este es un antecedente de la probable segmentación territorial. De conformidad con el texto, el Ejército Argentino no podrá participar de las transmisiones radiotelefónicas de ambas autoridades porque en el Tratado no reviste el carácter de autoridad militar de la República Argentina.

Anexo I-3. La República Argentina y Gran Bretaña se han de proporcionar por escrito y, con 25 días de anticipación, la información correspondiente al movimiento de sus fuerzas navales y de sus fuerzas aéreas y de los ejercicios que verifiquen unas y otras dentro de las áreas determinadas según coordenadas. (Para la Argentina su límite son las Orcadas, es decir que hemos perdido la Antártida; al sur del Delta del Río Colorado hasta las islas Orcadas).
Mientras, los buques y aeronaves que se desplacen por la Plataforma Continental Argentina han de estar subordinados a un fácil y seguro control británico, los buques ingleses que naveguen desde nuestras costas al meridiano 20W no estarán sometidos a igual control argentino porque nuestro material naval y aéreo de defensa es mucho más reducido en efectivos que el británico. Con esto Gran Bretaña se convierte en un Estado ribereño con la Argentina y se consolidan los títulos ingleses de posesión del Archipiélago de Malvinas.
(…) Con todos estos controles la República Argentina pasa a ser un país cuyo Litoral marítimo de aproximadamente 2.000 Km2 y su espacio aéreo respectivo queda, sin límite de tiempo, sometido al control permanente de la Royal Navy y de la Royal Air Force. No se tiene noticia de que ningún jefe de las Fuerzas Armadas, ni en actividad ni en retiro, hayan formulado alguna crítica a estas increíbles normatividades.
(…) Anexo 3: adjudica al Comando de las fuerzas británicas en las islas Malvinas la coordinación de los salvatajes marítimos con Ushuaia y de los salvatajes aéreos con Comodoro Rivadavia. (…) Todo lo transcripto nos permite constatar que a partir de marzo de 1990 la Patagonia argentina y el mar austral argentino serán objeto de una soberanía virtualmente compartida con Gran Bretaña excluyendo toda participación del Ejército argentino, siendo Gran Bretaña árbitro permanente de su frontera con la República de Chile.
(…) VII. Bilateralidad para inversores. El Art. 12 extiende esta singular sociedad anglo-argentina a las actividades propias del gobierno argentino en el territorio continental. En este aspecto, elevando al rango de política económica internacional lo establecido en la ley de privatizaciones Número 23696, mal denominada ley de Reforma del Estado, este artículo establece la protección recíproca de las inversiones privadas, de la cual se hayan excluidos otros países. Con esta estipulación no se pueden otorgar a otros terceros países o a sus habitantes prerrogativas que no se adjudiquen a los británicos. De esta manera Inglaterra muy pronto podrá exhibir una cifra como la que tuvo antes de la Segunda Guerra Mundial: el 50 % de sus inversiones de capital se hallaba radicado en la Argentina. (…) En el Art. 14 crea otra bilateralidad. Está referida a una actuación conjunta en las instituciones internacionales para defender el medio ambiente. (…) El Art. 16 expresa que los Ministerios de Relaciones Exteriores de Inglaterra y Argentina efectivizarán su actividad por medio de consultas sobre los procesos de integración en curso particularmente, los de la Comunidad Económica Europea y América Latina. Ambos gobiernos enviarán conjuntamente esta declaración y sus anexos al Secretario General de las Naciones Unidas para que sea distribuido como documento oficial de la Asamblea General y Consejo de Seguridad y la Argentina hará lo propio con la OEA.
(…) La prensa londinense presentó este Tratado como un éxito del Presidente Carlos Saúl Menem (diario La Nación 17 de febrero de 1990).
En Balvé, Beba, “Comunidad, Sociedad, Nación”, CICSO, febrero 2009.


Caracteres: 16.346